La crisis de consumo y crediticia pone en jaque a más de mil comercios alicantinos

La crisis del consumo y las restricciones crediticias por parte de las entidades financieras han situado al sector comercial de la provincia en una situación insostenible, al borde del cierre. Las grandes ofertas y descuentos que los establecimientos vienen ofreciendo desde hace dos meses no parecen que están aliviando la situación y la Federación del Pequeño y Mediano Comercio de Alicante (Facpyme) estima que la supervivencia de alrededor de un 5% de los 30.000 establecimientos operativos en la provincia está en peligro, «si las campañas de Navidad y Reyes arrojan un balance negativo», según aseguraba el secretario de Facpyme, Francisco Rovira.

 

En la Comunidad la exposición a este riesgo de cierre se elevaría para 45.000 pymes y micro-pymes, que generan más de 400.000 empleos directos, según cifra la Confederación de Comerciantes y Autónomos de la Comunidad (Covaco), que preside el alicantino Pedro Reig.

 

El sector provincial confía en que en esta campaña de Navidad, «se reactiven las ventas porque la gente no va a dejar de regalar o comer, aunque el presupuesto invertido sea inferior», según indicaba Rovira. Complementos, textil, calzado o marroquinería son algunos de los subsectores que podrían remontar la trayectoria descendente de las ventas en el último tramo del año. En la primera fase de la campaña navideña, los comerciantes «no han notado el impulso, salvo aquéllos que decidieron abrir el apsado día 6 de diciembre».

 

En lo que el sector confía es que en la segunda fase, en el periodo comprendido entre el 25 de diciembre y el 5 de enero, «al igual que ocurrió el pasado año, se registre una reactivación», aseguró Rovira. Lo que los comerciantes ansían es que se pueda invertir la tendencia de la caída del consumo y que la previsión de cerrar el año con un descenso de ventas de entre el 5% y 10% con respecto a 2007 no se vea superada. Los retrocesos son más acusados se han registrado en las tiendas que se dedican al equipamiento del hogar por la crisis inmobiliaria, cuyas ventas han caído un 40%, y también en el sector de equipamiento personal, que ha visto reducir su facturación entre un 15% y 20% en lo que va de año. Para dinamizar el consumo, comerciantes de algunas zonas de la provincia han iniciado campañas de cara a la Navidad como ferias de stocks, mercadillos o fiestas de la nieve. «En la segunda quincena de enero veremos si con estos esfuerzos se ha recuperado el gasto del consumo familiar», añadió Rovira. Una de las principales quejas del sector es que «no han servido de nada las medidas adoptadas por el Gobierno para incentivar el consumo ni el paquete de ayudas diseñado para el sistema financiero está activando de nuevo los créditos a las pymes», según asegura Covaco.

 

El IVA y la rebaja de tipos

 

La Confederación de Comerciantes y Autónomos de la Comunitat Valenciana (COVACO) reclamó ayer al Gobierno que, de manera transitoria, se excluya a los autónomos de pagar el IVA por adelantado para aliviar la situación «crítica» del sector. Ésta es una de las medidas propuestas por COVACO para afrontar la actual coyuntura, para lo que considera imprescindible que las entidades financieras apliquen las últimas rebajas de tipos de interés para facilitar el acceso a los créditos de las pymes. Covaco asegura que «la crisis de consumo y de confianza está haciendo caer las ventas a mínimos históricos», y denuncia que la crisis financiera ha restringido las fuentes tradicionales de financiación»

Diario Información 17/12/2008

Si te ha gustado, hazlo social Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Print this page
Print
Email this to someone
email
× WhatsApp