Varios municipios ofrecen terrenos para la tienda de Ikea en Valencia

La negativa de Paterna a asumir los costes de los accesos dispara el interés de consistorios del área metropolitana

Multinacional del mueble busca terrenos bien comunicados y cerca de Valencia. Ofrece 2.000 empleos, la atracción de otras empresas y dinero fresco en impuestos. ¿Qué alcalde se negaría a contestar a este anuncio? Nadie en su sano juicio.

Si finalmente Ikea descarta de forma definitiva Paterna al no querer gastarse más de 34 millones en accesos (las infraestructuras pueden costar más del doble y el Ayuntamiento no está dispuesto a financiar la diferencia) ahora se abre un melón muy jugoso, y más en tiempos de crisis. Y la multinacional volverá a dejarse querer. Quiere ahorrar en costes y muchos ayuntamientos están dispuestos a ofrecerle suelo en condiciones más ventajosas. LAS PROVINCIAS consultó ayer a varios alcaldes del área metropolitana. «Ojalá vinieran», fue el comentario más repetido.

Sin dejar la pista de Ademuz, donde la multinacional sueca quería ubicarse, Llíria ofrece su recién estrenado polígono industrial de les Carases, con parcelas de 90.000 metros cuadrados. Las dos parcelas que pensaba comprar en Paterna tenían una superficie de 132.000 m2. Su alcalde, Manolo Izquierdo, explicó que el 30 de enero acabará la urbanización. «Pueden abrir la tienda en unos meses y no tendrían que pagar los accesos a la CV-35, que ya están hechos». La multinacional atraería otros negocios.

En Torrent, su alcaldesa, María José Català, aseguró que estaría encantada en que Ikea eligiera el polígono industrial o el centro comercial Toll-l’Alberca, donde los accesos serían probablemente menos costosos. «Ikea es un motor económico y no nos cerramos en absoluto a cualquier propuesta», dijo.

Otros municipios, como Massamagrell, pese a las buenas comunicaciones, tienen la dificultad añadida de que habría que recalificar terrenos rústicos -también se debía hacer en Paterna- . «Si quisieran venir, aquí tenemos terrenos muy bien comunicados, junto al by-pass, sin los problemas de tráfico de las zonas más próximas a la capital», avanzó Miguel Bailach, alcalde de Massamagrell.

En Alaquàs, la ampliación del polígono -comunicado con el by-pass por una autovía de reciente creación- está a punto de ser aprobada de forma definitiva por la Comisión Territorial de Urbanismo. «Ikea es una oportunidad para generar recursos. Y nosotros tenemos más de 500.000 metros cuadrados libres». Un grupo de empresarios de este municipio ya ofreció a Ikea terrenos para su instalación.

Massalfassar, El Puig o Ribarroja pueden ser otras opciones. Las dos primeras están bien comunicadas por la V-21 con Valencia, donde ahora se construye un tercer carril.

Alfafar, por su parte, no quiso pronunciarse. Ikea se mostró interesada por esta ubicación, pero hace meses que comunicó a los empresarios que promovían la actuación que no le interesaba. No parece que se vaya a retomar esta opción. La Conselleria no quería que Ikea estuviera tan cerca del triángulo del mueble. La multinacional, que todavía no querido hacer declaraciones, sí confirmó que seguía interesada en instalarse en Alicante.

Las Provincias 18.01.10

Si te ha gustado, hazlo social Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Print this page
Print
Email this to someone
email
× WhatsApp