El número de pymes a las que se deniega un crédito se triplica

El porcentaje de pymes a las que se les ha denegado en febrero un crédito se ha triplicado respecto al mes anterior y ya afecta al 30% de estas empresas, según datos de la Encuesta sobre el acceso de las pymes a la financiación ajena. Así lo avanzó ayer el ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, quien añadió que el 88% de las pymes españolas que solicitó financiación durante la primera quincena de febrero tuvo problemas para obtener créditos. Sebastián facilitó estos datos durante la inauguración de la jornada «Instrumentos financieros de la UE para las pymes», en la que también participó el comisario europeo de Asuntos Económicos y Monetarios, Joaquín Almunia.

 

Adelantó igualmente que el Gobierno va a liberar 46.000 millones de euros a favor de las pymes, 17.000 millones mediante medidas de carácter fiscal y 29.000 millones con la ampliación de los instrumentos disponibles para el acceso a financiación a través del Instituto de Crédito Oficial (ICO).

 

El ministro de Industria explicó que el Gobierno es «muy consciente de la gravedad» de la situación en la que se encuentran las pymes debido a las restricciones crediticias y advirtió de que «no se les puede dar la espalda». En este sentido, recordó que el Ejecutivo ha puesto en marcha el Plan de Estímulo a la Economía y el Empleo, el Plan E, que «supone un esfuerzo sin precedentes» de apoyo a las pymes.

 

Urgencia

Por su parte, el comisario de Asuntos Económicos de la Unión Europea, Joaquín Almunia, advirtió ayer de que es «urgente» e «imprescindible» encontrar fórmulas para que el crédito pueda llegar a las pequeñas y mediadas empresas. El comisario calificó la actual crisis de «difícil, profunda y generalizada», y advirtió de los efectos perversos de la actual restricción de crédito a las empresas. «Todavía el crédito no fluye» y «si no resolvemos los canales de crédito y de financiación, ninguna de las medidas que ya se han adoptado tendrá eficacia», aseguró Almunia.

 

«Las grandes empresas pueden estar viendo ya que el mercado mayorista está empezando a normalizarse, pero las pymes dependen del sistema bancario y sufren un importante restricción de crédito», añadió.

 

También el presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean-Claude Trichet, aseguró ayer que el flujo neto del crédito en la zona euro ha sido positivo durante la mayor parte de las turbulencias financieras que han durado más de año y medio, pero que, «en las últimas semanas, se han visto los primeros signos de una bajada del crédito».

 

Levante 24/02/2009

Si te ha gustado, hazlo social Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Print this page
Print
Email this to someone
email
× WhatsApp