Los comerciantes que participan en Expo Algemesí destacan el descenso de las ventas

La XIII edición de la feria Expo Algemesí ha estado marcada por la crisis económica que afecta a todos los comercios locales. Por ello, la reducción de stands ha sido muy significativa al pasar de 80 casetas que llenaban el Parque Salvador Castell el año pasado a sólo 50 expositores entre empresas locales, asociaciones y entidades financieras.

La principal causa de este descenso en el consumo ha sido la falta de confianza de los comerciantes en conseguir nuevas compras. Según manifestó un vendedor del sector servicios con sitio en la feria, «es difícil asegurar alguna venta cada día, aunque trabajamos para ello y el esfuerzo de estar todo el fin de semana en una feria no siempre recompensa».

Desde los inicios del año, tras las fiestas navideñas la bajada del consumo ha sido muy elevada. Muchos algemesinenses que trabajaban en la construcción, en empresas automovilísticas o en la temporada agrícola viven en primera persona la crisis. Tras el cierre de muchos turnos de trabajo y el paro de la construcción la bajada del nivel adquisitivo va cobrando forma y se nota en la feria al ser el tema de conversación en cada una de las casetas.

«Lo peor está por llegar, aunque en este mes continúen celebrándose comuniones, los enlaces matrimoniales han bajado a la mitad, la gente no quiere hacer planes a largo futuro y se esperan a última hora para organizar sus bodas», reconocen los responsables del salón de bodas Les Oliveres ubicado en la localidad.

El mal tiempo meteorológico se une al económico y al moral. Y para levantar el consumo es necesaria la unión de las fuerzas de los comerciantes y las instituciones.

Por ello, según el alcalde de Algemesí, Vicent Ramón García, «esta feria pretende que tanto los algemesinenses como los visitantes de otras localidades de dentro y fuera de nuestra comarca conozcan de primera mano los productos que se fabrican o se venden en Algemesí».

La feria cuenta también con un amplio programa de actividades en el cual destacan visitas turísticas guiadas por la ciudad, una exposición en el Museu de la Festa o talleres infantiles.

Porque, según la concejala de Comercio y Promoción Económica, Amparo Lluch, «hemos querido un año más renovar la cita ferial con el comercio local de manera que nuestros establecimientos, comercios y empresas puedan promocionar sus productos en un período difícil por la crisis económica» comenta.

Con esta filosofía asistió en la jornada de ayer a la feria la consellera de Industria, Comercio e Innovación, Belén Juste, quien resalto la idea de apoyar al pequeño comercio porque «el comercio de proximidad es una de las locomotoras de nuestra economía y un pilar fundamental del tejido empresarial y social valenciano».

Durante la inauguración de la XIII Edición de Expo Algemesí, Juste comentó que, desde la Conselleria, «hemos intensificado nuestro apoyo al sector promoviendo su modernización».

Así, Juste destacó, durante su visita a Algemesí, algunas de las medidas más ambiciosas que se han adoptado, como el Plan de Competitividad del Sector Minorista, cuyo presupuesto se ha incrementado este año en doce millones de euros gracias al Plan Especial de Apoyo a los Sectores Productivos.

Feria consolidada

Expo Algemesí cumple este año su décimo tercera edición, por lo que la consellera Juste ha señalado que «se trata de una feria consolidada que cuenta con el respaldo de comerciantes y vecinos. Iniciativas como esta contribuyen a crear ventajas para la sociedad y a incrementar la calidad de vida de los ciudadanos».

Durante el pasado año, la Conselleria de Industria subvencionó Expo Algemesí con 4.750 euros, y entre el año 2004 y 2008, aportó ayudas por un importe total de 1.150.500 euros.

Las Provincias 10/05/2009

Si te ha gustado, hazlo social Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Print this page
Print
Email this to someone
email
× WhatsApp