La primera caída del consumo en 15 años arrastra a España a la recesión

El tercer trimestre también vio caer la ocupación, algo inédito desde 1994

 

Las carreteras más despejadas de coches a final de mes o la mayor facilidad para conseguir mesa en los restaurantes son el síntoma de que lo peor está por llegar. Ya se sabía que la economía retrocedió un 0,2% en el tercer trimestre, (con el dato de ayer el 0,24%, para ser exactos). Pero las entrañas del PIB, dadas ayer a conocer por el Instituto Nacional de Estadística, trajeron peores noticias de las esperadas. «La caída del PIB ya era bastante mala, pero los detalles de cómo se descompone son todavía peores», comenta Carlos Maravall, de Analistas Financieros (AFI).

 

Porque el descenso en la demanda familiar tiene el agravante de que se produjo justo cuando entró en vigor la ayuda fiscal de 400 euros con la que el Gobierno pretendía relanzar el consumo. Objetivo incumplido. «No tenemos ninguna duda de que ha tenido un impacto positivo. El comportamiento del consumo habría sido incluso menos expansivo si no se hubiera tomado esta medida», se justificó el secretario de Estado de Economía, David Vegara.

 

Pero no es sólo el gasto familiar; la inversión encadena dos trimestres de descensos (el último es mucho mayor, ya que de caer el 0,2% ha pasado al 3,2%), y el empleo, también. Los 19 millones de ocupados suponen un 0,8% menos que los del mismo periodo del año anterior. Otro triste récord que bate el vuelo sin motor de la economía española, ya que el número de ocupados no descendía en tasa anual desde 1994.

 

Y si el panorama actual es sombrío, el futuro tampoco da para muchas alegrías. Porque ayer fueron tres las voces oficiales que avisaron de que hay crisis para largo. El gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, sugirió que la recesión puede llegar este mismo año y que la contracción de la economía se mantendrá en 2009, por lo que las previsiones de crecimiento del Gobierno para el próximo año, del 1% quedarán superadas. La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) prevé una contracción del 0,9% en 2009, año en el que el paro superará el 14% (ahora en el 11,3%). Y el tercer agorero fue el propio Gobierno. El número dos de Economía considera muy probable que la situación siga «relativamente débil» hasta mediados de 2009 y que experimente «una cierta recuperación» a finales de año. Vegara admitió que esta previsión cuenta con un «razonable» margen de error.

 

Juan Iranzo, director del Instituto de Estudios Económicos, firmaría gustoso que el descenso en el PIB del año que viene se quedara en el 1,5% y la tasa de paro en el 15%. Tanto él como el analista de AFI anticipan que la recesión durará, si las cosas no empeoran, cinco trimestres consecutivos. Los dos expertos coinciden en que no encuentran una salida clara a la crisis, que no hay un sector que pueda servir de remolque como hasta ahora había hecho el inmobiliario.

 

Entre tanto nubarrón, Vegara apuntó dos señales positivas: los descensos del precio del petróleo, que contribuye a rebajar la inflación, y del Euríbor, que sigue batiendo récords al encadenar 29 días de caídas. Pero Maravall también encuentra peros a estos datos: «Si el petróleo se deprecia es porque la crisis está afectando a la demanda. Y el descenso del Euríbor se explica sólo por las expectativas de bajadas de los tipos de interés, porque la prima de riesgo continúa altísima».

 

Fuente: El País 20/11/2008

Si te ha gustado, hazlo social Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Pin on Pinterest
Pinterest
Print this page
Print
Email this to someone
email
× WhatsApp